Pavimentos Rubio

Hormigón impreso para piscina

El hormigón impreso es una técnica con más de 50 años de antigüedad, especialmente popular en los últimos 30 años. Es probable que esta sea la opción más rentable para pavimentar interiores y exteriores. Y todos saben que es la mejor alternativa usar hormigón impreso para piscina.

Si no conoces los enormes beneficios que te da el pavimento impreso, debes seguir leyendo. Pues en este post te hablaremos de todas las ventajas que ofrece este revestimiento a los entornos de piscinas.

5 Grandes ventajas del hormigón impreso para piscina

El hormigón impreso y las piscinas parecen haber sido creado el uno para el otro. Así que si tienes una piscina, naturalmente necesitas pavimentar con este revestimiento.

El hormigón impreso para piscina es antideslizante pero no abrasivo

En principio, el pavimento tiene ciertos poros que le permiten ser transpirable. Significa que drena el agua con rapidez, no retiene humedad ni ninguna clase de líquidos. Además, la superficie tiene cierto relieve que le hace ser antideslizante. Esto es, sin duda, sumamente importante en los entornos de piscina por cuestiones de seguridad.

Con un gran potencial decorativo

El hormigón impreso se diferencia del hormigón tradicional en que puedes echar a volar la creatividad y puedes darle el acabado que prefieras. Desde la oportunidad de elegir la tonalidad en una paleta amplia de colores, hasta la posibilidad de pedir superficies que imiten la madera, el granito, el mármol, etc.

La mejor resistencia

Cuando hablamos de resistencia, el hormigón es el rey. Como está armado con mallazo, resiste impactos, la tracción de los coches, el paso peatonal, el paso del tiempo, todo tipo de climas y es muy fácil de limpiar.

La opción más rentable

No mentimos al decir que es la opción más rentable del mercado y sin sacrificar la belleza del diseño como ya hemos visto. El precio por metro cuadrado suele rondar los 20 €. Así que te invitamos a mirar el precio por metro cuadrado de otras superficies menos duraderas y resistentes, como el mármol o la madera. Inmediatamente, notarás la enorme diferencia. Y ten en cuenta que si contratas a una empresa seria como Pavimentos Rubio, el acabado no tiene nada que envidiarle a los acabados Premium.

Mantenimiento mínimo ¡nada de qué preocuparse!

El hormigón impreso es naturalmente fácil de limpiar, no se mancha ni retiene el polvo o la humedad. Esto se debe a que tiene una resina superficial que confiere toda la protección necesaria para resistir el tiempo y el uso por mucho tiempo. Lo único que debes hacer es renovar esa capa de resina cada 4 años. Así, podrás disfrutar de este revestimiento por más de tres décadas ¡garantizado!

Cuando te enteras que el hormigón impreso tiene todo esto para ofrecer, no piensas en otro tipo de suelo. Ni siquiera en mantener el césped, que a primera vista es tan bonito pero que genera tanto trabajo en los entornos de piscina.

Si estás interesado, pídenos un presupuesto y te ayudamos a encontrar el color y el acabado más bonito para los entornos de tu piscina. Y recuerda que el pavimento impreso es una pequeña inversión que te durará prácticamente toda la vida.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.